viernes, 27 de noviembre de 2015

EL ORO, EL BRILLANTE Y EL DIAMENTE

Cuando encontremos lo valioso del tesoro que llevamos dentro, las fortunas materiales estarán a la disposición de todos. Enfocar nuestros sentidos en hallarlo debe ser una meta lograda. Encontrar en lo más hondo de nosotros mismos, los minerales de nuestra mina, es encontrar lo más inapreciable de cada ser.

Si encontramos el oro, el brillante y el diamante de nuestra razón de ser, entonces lo que descubriremos será la verdadera misión. 

Enfoquemos los sentidos y nuestra experiencia será única.

No hay comentarios:

Publicar un comentario