miércoles, 29 de marzo de 2017

ESTRATEGIA POLÍTICA BASADA EN LA PERSUASIÓN


¿Cómo aplicar esta ley de la escasez a la persuasión política? ¿Cómo incluirla en tu estrategia política considerando su fuerte poder de influencia sobre las conductas humanas?
Te brindo algunas posibles aplicaciones prácticas de alto valor estratégico:
  • Administra tus apariciones públicas y tus intervenciones en los medios de comunicación. Tienes que ser estratégico al respecto: no te sobreexpongas, no satures con tu presencia, no aburras, no te conviertas en parte del paisaje. Valora cada aparición, cada intervención, cada presencia. Haz que tu palabra y tu imagen cuenten, valgan, sean esperadas y reconocidas. No aparezcas menos de lo necesario, pero tampoco lo hagas más de lo necesario.
  • Regula con inteligencia la frecuencia y periodicidad de tus noticias. Cuidado con el peligro de que la información sobre tu partido, tu gobierno o tu persona se convierta en algo banal por demasiado frecuente y reiterada.
  • Olvida los cantos de sirena de quienes te sugieren protagonismo en todas las redes sociales. Elige unas pocas para tener en esas pocas un protagonismo activo que agregue valor y que sea valorado.
  • Cuando estás en un debate radial o televisivo con un adversario y se te vienen a la mente 10 argumentos para contrarrestar la intervención del otro…deja de lado 9 de ellos y focaliza en uno solo de los argumentos que así será mucho más potente y valorado.
  • Renuncia al viejo estilo publicitario de bombardear al ciudadano con tu publicidad. Con esa estrategia solo logras alejar a las personas de tu mensaje. En su lugar debes hacer algo a lo que llamo ‘acupuntura publicitaria’: menos publicidad política pero colocada en los lugares adecuados y en los momentos más precisos.
  • Valoriza tus palabras. Habla un 80 % menos y lo que dices crecerá vertiginosamente en la opinión pública.
  • Concentra tu estrategia política en un pequeño manojo de objetivos a lograr para que tu equipo les dé más valor. Recuerda que si tus objetivos estratégicos son muchos, entonces pierden valor y tu equipo trabaja de modo disperso.
Las aplicaciones son múltiples pero el principio es simple: menos es más. Si aplicas la ley de la escasez en tu estrategia política verás resultados importantes.


Publicado por Daniel Eskibel en

No hay comentarios:

Publicar un comentario