sábado, 13 de julio de 2013

EL MARKETING Y LA FORMACIÓN

El marketing no solamente funciona en el mercado de la venta y de la imagen de un producto, sino también tiene señales de indicio de orientación hacia la toma de decisiones. ¿Cómo? La orientación que todo ser humano debe tener es fundamental en su formación inicial. Si en el marketing encontramos la guía de poder vender y diseñar, asimismo define la pedagogía de ayudarnos, a aprender, a relacionarnos y aplicar mejor nuestros conocimientos.

La formación inicial es básica en la orientación de lo que queremos y deseamos. En ella buscamos la ayuda que constantemente debemos encontrar para mejorar. En el marketing encontramos disciplina, fundamental virtud que debemos adoptar para expresarnos y ubicarnos en el contexto que queremos estar de manera más vigorosa.

La metas que nos fijamos deben tener un por qué, un motivo, siempre un propósito que nos fije, que nos ancle a estar mejor siempre. Debemos relacionarnos con todos, pero principalmente con aquellos que sepan mejor conducir el tren, el avión de su vida. Si somos el producto divino para estar vivos y en la tierra, entonces la formación a través del constante aprendizaje debe conducirnos pues a posesionarnos mejor en el mercado de la existencia.


La formación es el despeje, es el inicio del viaje más interesante que tenemos que hacer, busquemos al mentor, la ayuda, la orientación, al consejero, al guía que nos proporcione los elementos necesarios para disfrutarlo, vivirlo, aprenderlo y enseñarlo. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario